sábado, 28 de junio de 2008

TERAPIAS Y ESTIMULACION


Y SIGUO LLORANDO.....
CON ADRIANA MI FISIOTERAPEUTA Esta semana empezamos el miercoles con terapia fisica de Mia asi que estuvo luis con ella, ya que yo estaba en cita con la sicologa.....nesecitaba hablar con alguien,pero casi en toda la terapia Mia lloro,eso es de las cosas que me pone mal yo se que no le hacen nada malo o que le duela,pero no se como mama se me arruga el corazon de oirla,luego el jueves tenia estimulacion y luis estuvo con nosotros hacia tiempito que por trabajo no podia estar,trabajo muy bien no lloro le encanta todo lo que hacemos trabajar con diferentes texturas,cantar,las partes del cuerpo,pintar y hasta comer.La otra semana nos dan el reporte de este semestre porque ya salimos a vacacionesss.

EN ESTIMULACION.
Esta semana estaremos estudiando con mariana ya que esta en examenes y ya por dicha salimos el viernes tambien a vacaciones muy merecidas.

4 comentarios:

AGUSTIN dijo...

Hola Sandra, te entiendo mas que nadie cuando decis q te duele escuchas llorar a Mia pese a q sabemos que no le estan haciendo nada que les dañe, pero es asi, el llanto de nuestros hijos es mas fuerte que cualquier cosa y nos duele.
Pensemos que es la forma de preparar a nuestros hijos para la vida, hoy lloran pero en breve van a reir y gozar de poder disfrutar de todo lo que hoy estan aprendiendo.
Desde aca te mando muchas fuerzas y a seguir adelante.
Besos

Ivana Carina dijo...

Hola Sandra!!
Que pucheros hacía Mía!!! Mi vida!!
Pero bueno! Es hasta que se acostumbre, verdad???
Y las fotos con Luis... Qué bonitas!!! Parece que le gusta la parte de estimulación!!!

Un besote para los 4!!!!

Fabi dijo...

Es horrible cuando los escuchamos llorar y no sabemos qué hacer! Por éso creo que es muy importante que primero afiancen un vínculo de confianza y cariño con el terapeuta que trabaje con ellos, de esa manera quizás sea más sencillo.
Besos
fabi

Yoly dijo...

Por eso es que mi esposo casi siempre es el que lleva a J al laboratorio o lugares donde se que va a llorar ya que yo no puedo estar pues yo también lloro, jajaja.

Una vez J se enfermó y tenian que aguantarlo para poder ponerle un suero y J lloraba y gritaba y en un momento gritó "mami ayúdame, por favor". Yo salí corriendo de la sala llorando y me fui afuera. Luego nos reiamos pero como dices, me duele mucho escucharlo llorar.

Abrazos,